Los trabajos más populares de hace 200 años

Los trabajos más populares de hace 200 años

La mayoría de independentistas eran abogados porque formaban parte de la elite burocrática.

Comparte este artículo »

Conozca los cinco trabajos más anhelados de 1810 y los empleos que tenían los principales independentistas.

A diferencia de hoy en día, donde las personas sueñan ser médicos, corredores de bolsa o administradores de empresa, hace dos siglos las personas soñaban con ser abogados y sacerdotes.

Hace doscientos años, aunque parezca mentira el sueldo no era lo más importante, sino en cambio, el tener un trabajo respetable a nivel social y ser visto como una persona de bien era lo más anhelado. La medicina, por ejemplo, era mal vista socialmente al ser un empleo donde se debían usar las manos y era considerado un trabajo bajo o vil, contrario al ejercicio de la medicina en la actualidad.

En 1810 los cargos más anhelados eran  los trabajos burocráticos y civiles y los cinco que contaban con mayor popularidad, según el investigador del Rosario, Radamiro Gaviría, eran los siguientes:

1. Fiscal de cuenta
2. Oidor de audiencia
3. Presidente de la Real Audiencia.
4. Abogado
5. Sacerdote

Dentro de estos puestos de trabajo, los más anhelados y soñados por todo joven de la época, eran los empleos de sacerdote y abogado, donde estudiar en el San Bartolomé para ser clérigo y estudiar en el colegio el Rosario para ser abogado, era la mayor realización de cualquier hombre o mujer.

Sin embargo, existían muchos cargos de elite muy populares, que aunque no se sabía en qué consistían, eran populares debido a estar relacionados con la iglesia y el estado.

Trabajos de los independentistas

Luego de doscientos años de independencia y tras existir miles de reconstrucciones históricas por parte de académicos, algunos investigadores atribuyen los fenómenos del 20 de julio a la falta de trabajo por parte de los gestores de la independencia.

Estos son las ocupaciones de los principales protagonistas de la independencia de Colombia.

-Camilo Torres: ejercía como abogado y trabajó  en el Real Consejo.

-Antonio Morales: ofició en la junta suprema y antes de la independencia sólo se sabe que estaba en jurisprudencia en el colegio el Rosario y luego se volvería militar. 

-Antonio Nariño: fue comerciante y exportador de café y quina, por lo que no era mal visto socialmente, al traer mercancías de diferentes partes del mundo. Nariño, también trabajó como burócrata, alcalde y tesorero

-Joaquín Camacho: fue abogado aunque también se  destaca por el tema del periodismo y por trabajar en la Real Audiencia.

-Francisco José de Caldas, también fue abogado y educador. Asumió cátedras en el Rosario y en realidad reniega haber sido abogado por que se dedicó al estudio de la ciencia, pero realmente vivía del dinero de su familia.

Además de esto, Franciso José de Caldas, aportó en ramas de la filosofía, periodismo y formó parte del ejercito. 


Juan Felipe Pinzón García

Publicidad