¿Qué características genera un contrato de prestación de servicios?

¿Qué características genera un contrato de prestación de servicios?

Hoy en día son comunes las contrataciones independientes realizadas con el fin de cumplir objetivos y metas específicas en procesos empresariales.

La contratación de servicios está regida por leyes comerciales y civiles y se caracterizan principalmente por la carencia de subordinación entre el contratista y el contratante. Es decir, quien presta el servicio cuenta con plena autonomía administrativa, financiera y técnica ya que, por lo general, el trabajo se realiza por fuera de las instalaciones de la organización.

Es necesario que el contrato se realice por escrito y que contenga todos los elementos esenciales presentes en el código civil. En primera instancia la identificación de las partes, objeto, precio, plazo o duración del trabajo, la forma de pago, obligaciones de las partes y causales de terminación.

De igual forma está sujeto al cumplimiento de las obligaciones tributarias a que haya lugar.

Este tipo de contratos son los que, a manera de ejemplo, realizan los asesores externos de las empresas como son abogados, contadores y quienes prestan servicios de externos llamados outsourcing con el fin de cumplir objetivos específicos de duración determinada. De esta manera, pueden celebrarse tanto con personas jurídicas como naturales.

El personal que ejerce funciones propias del objeto social de la empresa, así como aquel que está bajo la subordinación o dependencia de la compañía, no puede ser vinculado bajo esta modalidad porque se crea una contingencia en la medida que si se configuran los elementos de la relación laboral, eventualmente en un proceso judicial, podría condenársele al pago de todas las obligaciones que genera un vínculo de trabajo.

Leonardo Mejía López
Abogado laborista
Mejía López Estudio de Abogados
Derecho Laboral Empresarial



Publicidad